domingo, 23 de octubre de 2016

Adiós al periodismo reflexivo del semanario 'Ahora'

(Más asuntos de actualidad aquí)

El semanario Ahora ya es pasado. El día 14 salió a la calle su último número, el 55, en el mismo formato sábana con que se asomó a los quioscos por primera vez, el 18 de septiembre de 2015. Su fundador, Miguel Ángel Aguilarse niega a llevar luto, y por eso advirtió al anunciar el cierre: “Ni valen excusas ni se reciben condolencias”. Pero lo cierto es que la desaparición de un periódico siempre se vive como una derrota de la inteligencia y de la libertad de expresión.

Último número del semanario 'Ahora'.
Con la muerte de Ahora se esfuma un buen producto de periodismo reflexivo, de interpretación, de artículos de fondo trenzados, bien escritos y enfocado a un amplio espectro. También desaparece una forma de hacer periodismo cultivado (en absoluto petulante), en las antípodas de la noticia carroñera o del sensacionalismo que vomita la factoría granhermanil. Sinceramente, en esta España en funciones, lo raro es que haya durado tanto.

Columna anunciando el cierre de 'Ahora'.
En su despedida, que no epitafio, Aguilar dijo haber extraído tres lecciones de la vida y muerte de Ahora: hace falta dinero e invertir mucho en marketing; es imposible rehuir los asuntos que nutren las tertulias de la tele aunque sean infames; y es preciso “aglutinar esfuerzos periodísticos, ahora dispersos en una colección de cabeceras pequeñas que concentran talento, pero centrifugan recursos”.

Viñeta de Medina en el último número de 'Ahora'.
Total, que los lectores estamos condenados a tragarnos las apresuradas noticias de investiduras, tarjetas black, corrupción y políticos 2.0 en papel que nos sirven las tres cabeceras de siempre, o a renegar del papel y abrazar la brevedad telegráfica de Twitter y otras redes sociales de información instantánea. Tan solo espero que La Vanguardia no siga el camino de Ahora. El diario catalán que dirige Marius Carol hace el mejor periodismo que se puede leer hoy en España.

No hay comentarios:

Publicar un comentario