miércoles, 26 de marzo de 2014

Augusto, el Imperio Romano y Mary Beard tienen Twitter

(Más sobre el emperador romano Augusto aquí y sobre Mary Beard aquí)

El Grand Palais de París acoge hasta el 13 de julio una exposición que conmemora los dos mil años de la muerte de Augusto (63 a.C.-14 d.C. ). La muestra, titulada  Augusto, emperador de Roma, repasa los hitos en la vida y obas de esta legendaria figura, desde su nacimiento como Cayo Octavio e hijo adoptivo de Julio César, hasta el final de sus días, cuando la Historia ya lo había encumbrado como el emperador que gobernó Roma durante cuarenta años y la llevó a su verdadera Edad de Oro.
Busto de bronce del emperador Augusto
(British Museum, Londres).
La exposición parisina aborda tanto el aspecto personal de ascenso político meteórico del hombre, como los claroscuros de su carrera. En las salas del Grand Palais se pueden admirar alrededor de 300 obras relativas al emperador y su época, entre ellas, estatuas, objetos de arte y de uso cotidiano, así como joyas y paneles informativos de temas relacionados, sobre todo, con la Galia.

La novedad es que es posible seguir todas las actividades de la muestra por las redes sociales, gracias a una iniciativa de los organizadores, que han abierto para el emperador su propia página en Facebook y también su cuenta en Twitter 
Estatua de Augusto de la Prima
Porta (Grand Palais, París).
De ese modo, los visitantes y curiosos en general pueden estar al día de lo que hace y dice el primer emperador con presencia en las redes sociales, además de enterarse de asuntos livianos o escandalosos, como el final de la relación de Augusto con su cuñado Marco Antonio, después de que éste lo traicionara por amor a la legendaria reina egipcia Cleopatra (ambos se suicidaron en 30 a.C. ).
En ambas webs pueden leerse a diario citas de Augusto, como ésta: “Encontré una Roma de ladrillo y dejo una Roma de mármol”. Los responsables de esta resurrección 2.0 del emperador Augusto son los community managers Michel Pimpant et Quentin Leclerc, que actualizan los perfiles virtuales a diario.

Ruinas de la Villa Adriana (Tívoli, Italia).
La exposición sobre Augusto pone de moda, una vez más, el Imperio Romano, al que se puede retroceder (de modo virtual y real) a través de la web omnesviae, en la que existe mucha información para  confeccionar rutas y adentrarse por los caminos de tierra y mar usados por los romanos. Desde el mismo centro de Roma, hacia el norte del actual Reino Unido, o al sur de la Península Ibérica y norte de África, la antigua Grecia, Turquía, Jordania, Siria… casi toda la Europa occidental. Es posible, por ejemplo, hacer una incursión virtual para vagar por la Villa Adriana [construida por el emperador Publio Elio Adriano (76-138 d.C.)], que aún no he podido visitar en ninguno de mis viajes a Italia, pese a estar a sólo 30 kilómetros de Roma. La próxima vez, sin falta.

Arco de Septimio Severo, en el Foro (Roma, Italia).
Sin dejar aún el Imperio Romano, y con solo teclear Vici.org, aparecerán en la pantalla del ordenador edificios, murallas, batallas y todo tipo de ruinas arqueológicas, con detalles artísticos y curiosidades sobre los monumentos erigidos por los romanos y que aún siguen en pie, asombrándonos con la belleza de sus proporciones y su majestuosidad. Para muestra, el Arco de Septimio Severo, en el Foro de Roma.
Rigurosa y amena es Mary Beard, una historiadora atípica, experta en civilización clásica, que lo mismo imparte clases en Cambridge que realiza documentales en la BBC de Londres. Hace meses grabó la serie de tres capítulos Conoce a los romanos (Meet the Romans), que puede hallarse en Youtube y que cuenta la vida real en la Roma clásica. Está disponible con subtítulos en inglés, que ayuda a entender mejor. Seguir a esta divulgadora de la historia y el arte es un placer. Su aparente excentricidad en lo personal no le resta un ápice de seriedad. Éste es el Twitter de Mary Beard.
 
 
 
 
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario