miércoles, 25 de enero de 2012

El Tiempo y los Conway

Dos noches en la vida de una familia inglesa acomodada que reside en una ciudad de provincias cerca de Londres. Esas son las coordenadas espacio-temporales de la obra de teatro El Tiempo y los Conway, que hasta el 5 de febrero puede verse en los teatros del Canal, en Madrid. Yo fui el pasado sábado, y compartí fila de butacas con el economista Ramón Tamames, y no por ir juntos, sino porque, en su afán por estar más cerca del escenario, el susodicho se cambió de sitio varias veces.

El teatro estaba prácticamente lleno, y es que, desde su estreno, en el año 1937, la obra del británico J. B. Priestley se ha convertido en un clásico, que se goza con especial gusto en tiempos de caos, confusión y crisis.
Luisa Martín, madre de los Conway.
Las dos noches de El Tiempo y los Conway son diametralmente distintas: una, la de 1919, con su explosión de optimismo recién acabada la I Guerra Mundial, cuando el futuro parece un cuento maravilloso aún sin escribir, pero con el Final Feliz asegurado. Y la segunda, la agónica noche de 1937, con otra guerra en el horizonte y los sueños de los Conway rotos, tanto los personales de cada miembro de la familia, como los ideales de regeneración social, económica y política. El tiempo ha machacado ilusiones y triturado expectativas, todos han sucumbido por falta de ambición, por el egoísmo de una madre.
Hay en esta obra referencias al socialismo, al igualitarismo, a la justicia social, al mercado laboral y a la crisis. ¿Les suenan de algo estos temas? Hay frases literales que Priestley escribió en 1937 y que se ajustan como un guante a este 2012.

En cuanto a los actores, les daría un Notable alto; una nota media a la que contribuyen el Sobresaliente de Luisa Martín (la matriarca Conway) y el también Sobresaliente de Nuria Gallardo en el papel de Kay (la hermana escritora), haciendo media con el Aprobado raspado de Alejandro Tous  y el Bien bajo de Alba Alonso. El resto del elenco, muy bien, la verdad.







2 comentarios:

  1. Espero ir a verla en menos de dos meses. A ver qué tal.

    ResponderEliminar
  2. En Madrid las representaciones han acabado hoy, pero hay previstas actuaciones en:

    10 y 11 de febrero, en el teatro Cuyás, de Las Palmas de Gran Canaria

    30 y 31 de marzo, en Teatro Barakaldo, en Barakaldo

    Para saber más, consulta la página de la obra en Facebook.

    ResponderEliminar